Atrás

Inicio / Educación Financiera / Portafolios de inversión: más allá de la diversificación

Andrés Vicencio y Pablo Méndez
Andrés Vicencio y Pablo Méndez

LarrainVial Estrategia

569

Portafolios de inversión: más allá de la diversificación

A la hora de invertir los ahorros hay muchas variables que deberíamos evaluar (podríamos hablar de las consideraciones mínimas): el patrimonio que queremos asignar a esto, nuestra edad, el horizonte de inversión, nuestros ingresos, la tolerancia al riesgo y el objetivo de la inversión.

Esta evaluación es relevante porque en muchos casos los inversionistas obtienen sus ahorros asumiendo riesgos en negocios particulares en los que tienen participación, como por ejemplo en el sector agrícola, construcción, minero, etc. De ahí surge la necesidad de mantener procedimientos que apunten a preservar esos capitales.

La evidencia empírica ha mostrado que la mejor manera de lograr esto es mediante la conformación de portafolios de inversión y, cuando estos contienen clases de activos “que no se repiten” (en términos de correlación) los beneficios son mayores. Los frutos directos apuntan a la diversificación y el control de riesgos.

Sin embargo, muchos “recomendadores” ofrecen este tipo de productos y, enfrentados a esta situación, cualquier inversionista privilegiará aquel que ofrezca mayor retorno como la primera variable de discriminación. Creemos que hay otras cualidades que pueden ayudar a la hora de elegir “los mejores portafolios de inversión”.

Tres de ellas son:

1)      La actividad de “recomendar inversiones” debiera estar enmarcada en las normas impartidas por la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS). Por ejemplo, desde el año 2015, la SVS ha impartido instrucciones sobre el actuar de los corredores de bolsa y/o agentes de valores respecto a su relación con los clientes (Norma de Carácter General 380), buscando evitar que se incurra a situaciones que pueda afectar o comprometes los intereses y patrimonio de los clientes.

2)      Es preferible que quien recomienda no tenga conflictos de interés, especialmente cuando ofrece productos como fondos mutuos. Una variable a considerar por el inversionista podría ser la existencia de “arquitectura abierta”, es decir, la opción de sugerir productos de terceros.

3)      Seguir una cartera reduce la “ansiedad” del inversionista y permite controlar el riesgo: estar sujetos a la recomendación de un tercero nos puede ayudar —como inversionistas— a no ver afectado nuestro patrimonio cuando cae un mercado en particular por la excesiva exposición al mismo.

Comentarios

Aún no hay comentarios

Deje su comentario

Todos los campos son obligatorios.

Enviar

También le pueden interesar


Portafolios de inversión: más allá de la diversificación

Cómo aprovechar al máximo tu bono de desempeño

Muchos se lamentan por la alta carga impositiva en los bonos de desempeño y buscan maneras de hacer un uso más eficiente de ellos. Una alternativa...

Portafolios de inversión: más allá de la diversificación

Las ventajas de los bonos de alto rendimiento

Muchos inversionistas se asustan y rehuyen de los bonos de alto rendimiento, ya que lo que se les viene a la cabeza inmediatamente son empresas con...

Portafolios de inversión: más allá de la diversificación

Qué es un bono y qué hace variar su precio

Una de las formas de atender las necesidades de financiamiento de una empresa es la emisión de deuda. En otras palabras, para financiar un proyecto...


Inscríbete para recibir novedades de nuestro blog

El material y análisis contenido en este blog es entregado únicamente con fines informativos y no debe ser considerado como recomendación de inversión. Toda la información presentada en este medio, al menos que se indique específicamente lo contrario, es propiedad de LarrainVial.

Avenida El Bosque Norte 0177, piso 1, Las Condes, Santiago, Chile.
Teléfono: +562 2339 8500Teléfono: +562 2339 8500

Todos los Derechos Reservados ©Copyright 2018

subir

Newsletter

Inscríbete para recibir novedades de nuestro blog